Fiesta de las almas, tradición indígena para venerar a los muertos en México

Bajo una luna azul, los pueblos mayas de los Altos de Chiapas, en el sureste de México, celebran estos días la fiesta del alma (k´in ch´ulelal, en tzotzil), su particular Día de Muertos, dos días de convivencia espiritual con las almas de sus ancestros.

Es una tradición milenaria en donde los habitantes de la región ofrendan velas, comida, posh (bebida sagrada), incienso, flores y juncia a los seres queridos que ya no están, en agradecimiento por los bienes que les fueron heredados a sus descendientes, explica este lunes a Efe Manuel Anastasio Pérez Hernández, indígena tzotzil y autoridad municipal.