Durango regresa a semáforo rojo de Covid-19 y pone restricciones de actividades

José Rosas Aispuro Torres, gobernador del estado de Durango en México informó el 2 de noviembre, la entidad regresará al semáforo epidemiológico rojo, pues «se encuentra en la fase más crítica de la pandemia», con un aumento exponencial de las muertes y contagios del virus SARS-CoV-2.

El gobernador afirmó, su gobierno tiene la responsabilidad de proteger a ciudadanos y médicos, por ello se tomó la decisión de decretar el semáforo rojo, imponiendo restricciones del 3 al 17 noviembre. Durante este lapso, sólo las actividades esenciales de los sectores minero, forestal, y energético serán las que puedan seguir laborando con las medidas de precaución necesarias.

Asimismo, los supermercados trabajarán al 50 por ciento de su capacidad y sólo podrá acceder una persona por familia. Farmacias y restaurantes tendrán una capacidad de 25 por ciento, y los puestos de comida podrán servir solo para llevar. Ningún otro sector podrá realizar actividades.

Por otro lado, el gobernador de Durango mencionó en conferencia de prensa, el personal de gobierno que no labore y sea detectado en las calles podrá ser despedido de su cargo. Los templos de culto serán cerrados y no habrá celebraciones, y se sancionará a las personas que organicen fiestas en salones o en su domicilio.

Respecto a la movilidad urbana, Aispuro indicó, los autobuses no podrán tener más del 50 por ciento de su aforo, y deberán realizar labores de desinfección y limpieza. De las 10:00 pm a las 5:00 am se reducirá la movilidad en auto de los duranguenses, se realizarán operativos para invitar a los ciudadanos a permanecer en sus casas.

Ante el regreso de Durango al semáforo rojo, el gobierno de la entidad también mantiene cerradas las plazas públicas, gimnasios y albercas. «Se realizarán las acciones que se requieran para reducir la cadena de contagios», afirmó el gobernador del estado José Rosas Aispuro Torres.